lunes, 28 de marzo de 2011

Penrose y el Nuevo Big Bang “La otra Historia del Tiempo”

Nunca he sido partidaria del Big Bang. Me cuesta creer en la singularidad de una estrella, no digamos ya en la del universo entero, y para colmo, siempre aparecen envueltas en una censura cósmica, tanto la una como la otra.

Siempre se han barajado teorías sobre el inicio del universo -si es que lo hubo- y sobre su final. La teoría del Big Crunch quedó descartada cuando se comprobó que el universo no tiene suficiente fuerza gravitacional para contraerse sobre sí mismo, lo que invalida de paso la teoría del universo oscilante de Richard Tolman (Un Big Bang seguido de un Big Crunch, seguido de un Big Bang, etc.).



La teoría del Big Rip postula que el universo acabará desgarrándose por efecto de la Energía Oscura y es cuando menos, inquietante –ahí queda eso-.

Y ahora, Roger Penrose, afirma haber encontrado pruebas en el fondo cósmico, de que el tiempo y el espacio no se crearon con el Big Bang.

La Teoría

Según Penrose (físico teórico de la Universidad de Oxford), el Big Bang no fue el inicio del tiempo y el espacio, sino uno de tantos inicios, pero de fases o etapas dentro de un universo mucho más viejo, y en el que cada Big Bang marca el inicio de un nuevo eón en su historia. Es tanto como decir que los 13.700 millones de años de nuestro tiempo, en los que han surgido estrellas, planetas y la vida; son una pequeña fracción de la vasta historia del universo.


Por supuesto, semejante afirmación viniendo de un físico tan prestigioso, ha de estar respaldada por algún tipo de observación empírica, y en este caso, se basa en los resultados obtenidos de la sonda WMAP de la NASA por el físico Vahe Gurzadyan del Instituto de Física Yerevan en Armenia, quien analizó datos de microondas de siete años procedentes de la sonda, así como datos del experimento de globo BoomeranG de la Antártida.

Los Datos

Penrose y Gurzadyan parecen haber encontrado círculos concéntricos que corresponderían a regiones del fondo cósmico de microondas, cuya temperatura de radiación es notablemente menor que en el resto. Ondas gravitacionales que empezaron antes del Big Bang y se extendieron por un corto periodo en nuestro eón, digamos unos 300.000 años.


No se debe confundir esta teoría con la del universo oscilante de Tolman. La teoría de múltiples Big Bang seguidos de múltiples Big Crunch en un universo que se contrae y expande repetidamente, postula que para que esto ocurra, el universo ha de ir “marcha atrás” hasta colapsarse de nuevo en el punto minúsculo que supuestamente fue. Sin embargo, Penrose postula que el universo no se contraerá sobre sí mismo, sino que alcanzará el estado de “muerte térmica” aceptado hoy, momento en el que sus condiciones de entropía mínima serán casi idénticas a las del inicio de este eón. Es decir, al estado inicial que presentaba nuestro universo cuando se produjo el Big Bang.

Penrose se basa también en el hecho de que los agujeros negros destruyen toda la información que almacenan y conforme el universo se expande, éstos se evaporan eliminando la entropía del universo. Tanto Penrose como Gurzadyan, creen que las ondas gravitacionales impresas en el fondo cósmico de microondas, son fruto de la colisión de los agujeros negros del anterior eón, cuando el universo se hizo infinitamente grande, para a continuación, hacerse infinitamente pequeño y estallar en un nuevo Big Bang. Nuestro Big Bang.


Es más, afirman que estos círculos son como ventanas que nos dejan ver el anterior eón a través del Big Bang. El problema de la teoría es que invalida por completo a la teoría inflacionaria, ya que ésta defiende que las variaciones de temperatura del fondo cósmico deberían ser aleatorias, Gaussianas, y no perfectamente discernibles como formas concretas.

La comunidad científica ya se ha puesto en la tarea de cuestionar dicha suposición, cosa normal por otra parte, y hay quién duda de que todas las partículas lleguen a perder su masa en el futuro lejano. La controversia está servida.

Aún así, parece una teoría acorde con las predicciones actuales no carente de elegancia y de datos mensurables, y el prestigio de Penrose, bien vale el beneficio de la duda.

Fuente: PhysicsWorld.com

17 comentarios:

  1. Sin duda una teoría muy ambiciosa, y bella, pero como dices, Penrose se merece toda la atención. Tengo su libro "ciclos del tiempo" pendiente de leer.. en cuanto termine con el que estoy.

    Es tremendamente interesante lo que comentas, porque yo si me encuentro cómodo con la teoría BB y la inflacionaria y creo, como ya hemos comentado alguna vez, que implica la destrucción total de información anterior, dejando la cuestión de si es o no el principio del tiempo como una pregunta filosófica y no física.

    Como siempre, gracias Zenda... , - )

    ResponderEliminar
  2. Pues a mi me gusta lo del Big Bang, es como muy cinematográfico. Una vez constatada mi ignorancia en estos temas, lo que tampoco entiendo es que en un "sitio" de dimensiones descomunales, distancias imposibles y tiempos inimaginables, se puedan realizar...observaciones empíricas.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. La señorita Caballero tiene dos "terribles errores" en su blog:

    1) Artículos tan excelentes deberían salir más seguido por favor.

    2) Que mostrara una imagen de lo bella que es ella.

    ¡Gracias!

    ResponderEliminar
  4. Para mi los errores de la Srta Caballero son:
    -No haberla conocido antes.
    -Que no se presente a las elecciones de algo (yo la votaría XD)

    ResponderEliminar
  5. Muy bueno el artículo y el blog en general.
    Pero dudo que esta nueva teoría invalide por completo la teoría inflaccionaria, es demasiado pronto y es muy probable que dentro de unos años después de haberle dado mil vueltas a todas las teorias y haber encontrado más evidencias en pro y en contra de todas ellas, se acabe postulando una nueva teoria que incorpore y aglutine lo postulado por estas.
    Parece ciencia ficción pero esto ya ha pasado muchas veces y con teorías más fáciles de contrastar.

    ResponderEliminar
  6. Interesantes todos vuestros comentarios. La teoría desde luego deja perplejo y no es tan descabellada. Como le dije a un buen amigo, ahora me gustaría que otros estudiasen esos datos y nos dieran su propia opinión, sería interesante contrastar segundas opiniones de expertos :) Muchas gracias por venir y comentar. Un abrazo a todos.

    ResponderEliminar
  7. Hola Zenda, tenía ganas de volverte a ver escribir, siempre me lo paso genial en este blog.

    Hace un tiempo Kanijo habló de esto y por lo que decía parece que esas regiones concéntricas del fondo de microondas podrían ser un artefacto, no reales. Aunque bueno, aun andan ahí ahí, jeje. Te dejo el link:

    http://www.cienciakanija.com/2010/12/21/no-hay-pruebas-de-tiempo-antes-del-big-bang/

    ResponderEliminar
  8. Hola Pablo :) Me alegro de verte yo también. Gracias por el enlace, lo leeré. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  9. Super-Duper site! I am loving it!! Will come back again – taking your RSS feeds also, Thanks.

    nolvadex

    ResponderEliminar
  10. Estupendo resumen!

    Ya había visto la imagen de los círculos concéntricos... la verdad, yo ya me olía algún tipo de "contexto" para el Big Bang. Aunque el Bi Bang supuestamente es el comienzo del tiempo además del espacio, por lo que –como dice Hawking– preguntar qué vino antes del Big Bang es como preguntar qué hay al Sur del Polo Sur.

    Hmm.. creo que me perdí. : )

    C.

    ResponderEliminar
  11. XDDDDD Carlos. No te has perdido, hasta ahora intentar averiguar qué hay antes del Big Bang era metafísica, pero ¿Y si empezamos a encontrar formas alternativas de vislumbrarlo? Un saludo :)

    ResponderEliminar
  12. ME LLAMA la atenciópn que físicos con Penrose, tengan cierta similitud con el famoso LIBRO DE URANTIA. No deja de ser curioso
    SALUDOS

    ResponderEliminar
  13. Hola Zenda, gran artículo.
    Yo tampoco creo en el Big Bang, es demasiado parecido a la creación cristiana, de hecho quien lo propuso, Georges Lemaître, era cura cristiano y la educación de toda una vida no se elimina de un plumazo en nadie, ya sea Einstein o el Dalai Lama (no es una crítica, es de un hecho).

    Lo de Roger me parece grande, aunque le vea puntos flacos a la teoría, nos saca del callejón sin salida del BB y me huele a que ese es entre otros su objetivo.

    Manuel

    ResponderEliminar
  14. Lo encontré Zenda. Alucinante y alucinando.

    ResponderEliminar